Respirando hondo

Un agosto más de promesas y os digo en serio que este año lo voy a intentar de verdad.
Como muchos sabéis, lo que llevamos de 2018 está siendo una locura; además de compaginar mi trabajo como psicóloga infantil he inaugurado con mi equipo la Editorial Mankell, he comprado con 3 socios más la Librería 80 Mundos y he pasado a formar parte del equipo cultural de Casa Mediterráneo. Todo eso se traduce en mucha ilusión y mucho trabajo, pero poca vida personal. Las consecuencias han caído sobre mí de una de las formas más dolorosas y me han obligado a reinventarme. Y aunque a veces tenemos la sensación de que la hemos cagado y que hemos tocado fondo, que no hay salida, los que ya hemos pasado por más de uno y dos baches, e incluso alguno con psiquiatra adosado, tenemos ciertas pautas de resiliencia que nos hacen rebotar, con más o menos energía, para no dejar de atender lo que hay que atender. Al fin y al cabo, los objetivos no se cumplen solos.

Os cuento que este mes de vacaciones de niños lo estoy utilizando para ultimar la próxima novela Mankell, que se va a titular Ciudad para ser herida, y está escrita por Francisco Veiga, Catedrático de Historia Contemporánea de la Universidad Autónoma de Barcelona y autor de algunos clásicos como La trampa balcánica o El turco. Se trata de una novela de contraespionaje en la que se desarrolla una teoría sobre el terrorismo islámico en Europa y que toca, precisamente, el atentado de hace un año en Barcelona.

Por otro lado, la agenda que se presenta en septiembre a nivel cultural-literario para Alicante, me parece bastante potente, de hecho, espero que todo quede a la altura de lo que estamos programando. Desde Casa Mediterráneo seguimos con el ciclo Escritores y el Mediterráneo, que se fusiona en parte con el de Literatura en la Sede, en el que llevo ya trabajando dos años. Tendremos el día 28 a Javier Moro.
Por otro lado inicia también Casa Mediterráneo una residencia de escritoras que consiste en traer a pasar un mes a dos escritoras de países con problemas de libertad de expresión. Empezaremos en septiembre con dos escritoras argelinas y organizaremos algunos encuentros con ellas en los que podrán participar periodistas, escritores y editores de Alicante.
El colaboración entre 80 Mundos y Casa Mediterráneo y coordinado por Luis López Belda tendremos un Ciclo Cine-Fórum, con dos proyecciones al mes y con acceso totalmente gratuito.

Además, para rematar el mes tendremos una expedición a Estambul, donde llevaremos a un equipo de gente a mostrar a ciudadanos e instituciones algunos puntos fuertes de nuestra cultura y nuestra ciudad.

Y para re-rematar cumpliré 30 años y tengo previsto empezar una crisis de niveles desorbitados. Así que utilizad agosto para descansar y abrochaos los cinturones.

 

Por supuesto El sabor de las palabras vuelve el 28 de septiembre con Javier Moro.

 

 

Deja un comentario