PARÍS, 1924

Por Joaquín Juan

PARÍS, 1924

El señor Abrahams es ambicioso,
judío y muy exigente consigo mismo.
Eric Liddell es un hombre íntegro
y comprometido con su labor de misionero.
Lord Andrew Lindsey es rico,
snob y despreocupado.
Los tres han ganado dos oros
y una plata
para Su Majestad
en las Olimpíadas de París.

Corría el año 1924
y los primeros deportistas profesionales
se abrían paso en un mundo amateur.

Deja un comentario