Descubriendo a Mika (intro 1)


Recuperando viejas historias

Desmontando a Beckett

Esas situaciones de la vida que no sabes como van a terminar pero sientes predilección por una de las opciones. En esas estoy.

-Hacía tiempo que no me acariciaban el pelo. -digo susurrando y con los ojos cerrados.

-Supongo que el mismo que no…- Me responde en el mismo tono.

-Yo creo que más.

-¿Pero te gusta?

-Me gusta.- ¿Cómo no me va a gustar que una chica me acaricie el pelo? A veces las mujeres tienen unas preguntas…

-¿Hay algo más que te guste?- abro los ojos porque ese comentario, sin realmente un tono especial me ha excitado. Me está mirando fijamente a los ojos, sin parpadear…no sabe dónde se está metiendo, o sí.

Me ahorro el comentario y la acaricio. Dibujo su cara con la punta del dedo. Su perfil es suave. Desde la parte superior de la oreja, pasando por el lóbulo, la mandíbula, la barbilla, la…

Ver la entrada original 450 palabras más