Día mundial contra el cáncer


No he podido evitar las lágrimas al ver este vídeo. Tienen razón, tienen razón en todo. No valoras la vida hasta que ves cómo tú mismo o alguien a quien quieres la está perdiendo. No valoras las pequeñas cosas hasta que las dejas de tener. No valoras los momentos hasta que son irrecuperables. Quizá deberíamos aprender a vivir y a valorar lo que en verdad importa.
Hace unos meses que en casa estamos luchando contra esta enfermedad, si habéis escuchado “La noche que me quieras- Amor” sabréis de quien hablo. Es un golpe que nunca esperas. Ni siquiera cuando ya lo has pasado antes vuelves a esperarlo. Ya murió mi abuelo de esta misma enfermedad hace doce años y pensé que habíamos cumplido el cupo, pero no.
Me identifico con el vídeo en muchos aspectos. Estoy aprendiendo mucho de esta situación, de ver a mi madre y Antonio luchar y valorar cada momento, de ver como trata de eternizar cada instante de paz.
Mis aspiraciones laborales han bajado, siempre pensaba en montar una empresa que me diera mucho dinero aunque tuviera que trabajar quince horas al día. Ahora pienso en trabajar lo justo para vivir bien y tener esas horas disponibles mí misma y para la gente que me importa.
Echa un ojo al vídeo y luego me cuentas tus impresiones.

4 comentarios sobre “Día mundial contra el cáncer

  1. Ahora ya puedo comentar! jeje

    Pues quería decir que es triste que el pasar por una situación así o tener a alguien cercano, sea lo que nos haga valorar la vida…
    Ya vi el vídeo hace tiempo y es difícil contener las lágrimas, pero la verdad es que sirve para abrir los ojos si es que todavía nos hace falta, porque yo fui siempre de las que prefiere trabajar para vivir y no vivir para trabajar, que la vida son dos días!

    Un saludo!

  2. El año pasado mi madre murió de cancer después de estar 5 años de lucha contra la enfermedad. Y a parte de todos los sentimientos que despierta en ti la enfermedad y ver cómo la vida de un ser querido mengua cada día de manera irreversible, me quedo con las dos grandes lecciones de mi madre.
    La muerte es algo natural y todos tenemos fecha de caducidad y que la vida hay que disfrutarla conforme viene, exprimiendo cada momento al máximo.
    Entonces desde estas premisas ya no me he vuelto a quejar de nada, ya q la propia vida es un regalo y está para ser disfrutada y sobretodo ya no he vuelto a mirar el reloj cuando me encuentro un domingo por la mañana disfrutando del sol y de la brisa del mar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s